Ejemplos y beneficios de realizar juegos para adultos mayores

El juego en las diferentes etapas de la vida fomenta la actividad física, el bienestar mental y emocional, y la estimulación cognitiva. La vejez no es una excepción, ya que los juegos para adultos mayores pueden traer grandes beneficios si se practican de manera regular y adecuada. Sin embargo, es preciso decir que no todos los juegos son aptos para practicar en la vejez, ya que pueden tener repercusiones negativas especialmente en la salud física de la persona mayor. (González Tamayo, 2011)

Para los adultos mayores con condiciones físicas limitantes se recomienda realizar juegos tradicionales y de mesa conocidos popularmente, como ajedrez, dominó o parqués. Estos juegos estimulan su capacidad de pensamiento y los impulsan a crear relaciones interpersonales con sus compañeros de juego, sin requerir un esfuerzo físico mayor. 

Otras excelentes opciones son los rompecabezas, crucigramas y sopas de letras, que ayudan a la estimulación cognitiva y el sentido de logro, ya que son actividades con un objetivo y que al finalizar se puede ver un producto terminado, además de requerir una mayor inversión de tiempo y concentración. 

Si el objetivo es la interacción social entre las personas mayores existen opciones como el bingo y la lotería, estas actividades, además de incentivar la sana competitividad, mejoran el tiempo de reacción y la integración con quienes se comparte la actividad grupal. Esta es una buena opción para los adultos mayores introvertidos o que se acaban de integrar a un nuevo grupo. (Lizano Salazár, 2014)

Juegos para adultos mayores que implican actividad física

Los juegos para adultos mayores no solo deben ser estimulantes a nivel cognitivo y emocional. También deben fomentar la actividad física en esta etapa de vida. Algunos de los juegos que se recomienda realizar son: 

Juegos de memoria física: Estos juegos implican recordar secuencias de movimientos, como levantar los brazos o mover las piernas de cierta manera. Estas actividades ayudan con la memoria y la concentración, mejoran la coordinación y ayudan a mantener la agilidad mental.

Juegos con aros o pelotas de espuma: Estos juegos implican anotar o encestar aros o pelotas en diferentes canastas o postes a diferentes distancias. Estas actividades no solo mejoran la coordinación mano-ojo sino que también mantienen la vista saludable y la precisión. 

Minigolf: Este juego suele asociarse especialmente a los adultos mayores, ya que requiere de concentración, agudeza visual y una alta percepción de los espacios, a la vez que incentiva una actividad física no riesgosa. No es necesario contar con un espacio amplio, ya que este juego se puede adaptar a espacios abiertos y los implementos se pueden recrear con facilidad. 

Juegos en el agua: Las actividades en el agua han demostrado traer grandes beneficios para los adultos mayores, la natación y otras actividades mejoran la densidad ósea, reducen el estrés y la ansiedad, ayudan a quemar calorías, y sobre todo alivian dolores musculares y de articulaciones. (Farias Toledo, 2016)

Beneficios de implementar juegos para adultos mayores

A nivel general, el juego fomenta la satisfacción, beneficia la salud mental, física y social, fortalece la capacidad de manejar la frustración, la adversidad e incentiva los sentimientos de éxito, contribuyendo así a una mayor calidad de vida. En las personas mayores, el juego tiene un impacto significativo debido a que:

  1. Facilita la conexión entre el individuo y la realidad.
  2. Mejora la interacción y cooperación con otras personas.
  3. Retrasa el deterioro de las capacidades cognitivas y motoras.
  4. Conecta sus recuerdos y experiencias pasadas.
  5. Recupera el control sobre su cuerpo y emociones.
  6. Estimula el proceso comunicativo.

Por lo tanto, implementar el juego a lo largo de la vida es crucial para el desarrollo integral de las personas. Además de proporcionar sensaciones de satisfacción, contribuye al proceso de aprendizaje y al desarrollo de nuevas habilidades y aptitudes.

En La Casa, vivienda privilegiada para las personas mayores, conocemos ampliamente estos beneficios, e incentivamos el juego en nuestros residentes a través de diferentes actividades que incluyen talleres lúdicos y sensoriales, así como actividades físicas y recreativas que mantienen y mejoran la salud emocional y cognitiva, impulsando así el bienestar integral en la vida. 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Referencias bibliográficas
Abrir el chat
¡Escríbenos!
¡Bienvenidos a La Casa!
¿Les gustaría agendar una visita?